Limpia la gamuza de tus zapatos con una mezcla de agua y vinagre blanco en partes iguales.